sábado, 13 de septiembre de 2008

El azul que todo lo cura



¡Mirar el cielo azul

todo lo cura!

Mirar tus ojos negros

caer en la locura.

Rozar tu cuello

con mis labios censura.

Y oler tu piel

mezcla de tabaco,

vainilla y unas notas a madera

es perderse por tus laderas.

El olor a deseo

mezclado con bergamota

cuando se unen nuestras bocas.

El olor a sal

cuando penetras

en mi mar...

¡El mar azul

que todo lo cura!

El olor a miel que brota

de mis pechos

cantaros en tu boca.

Y tu sexo dulce

sabor de almendras y mango

duro y blando

entre mis labios.

Olores.

Sensaciones.

Placeres primarios.

Ser

Carne

Y

¡Tus golpes de cintura

el azul

que todo lo cura!

7 comentarios:

MBMaldini dijo...

uff, no se vale escribir ai

Mararía dijo...

me enseñaste tú, recuerdas? jajaja ahora no te quejes

Lisandro dijo...

Vaya...gracias a Carlos por su comentario, porque me permito apuntarme a su carro y no estropearlo con un comentario.

Mararía dijo...

Usted no estropea nada, aporta, y en mi caso mucha alegría, por algo le echaba de menos...

Don Carlos nos enseña y lo odiamos por igual...je je je

Gracias gracias graciassssssss

DOS BESOS

Pee dijo...

Un paisaje cromático más que tentador, pena que en este momento este metido en rojos y ocres...

SAludos!

Mararía dijo...

Son rachas, pasará todo pasa, menos...

Como aquella canción del Serrat:

todo pasa y todo queda pero lo nuestro es pasar, pasar haciendo caminos, caminos sobre la mar...(el mar azul que todo lo cura....ja ja)


Dos besos pee...

Mararía dijo...

Perdón aquello que cantaba Serrat, poema de Machado