domingo, 24 de agosto de 2008

Inconsolable




Quisiera sentarme en tu pupila,

y llorar hasta vaciarme,

y en el rebozo de mi llanto,

inundar tus ojos,

entonces sorprendido

con tu llanto incontenible,

correrás hasta tu espejo,

y allí verás reflejada

mirando en la mirada

que te mira

desde tú pupila

a una mujer sentada.




Yo al fin feliz y reconfortada,

mirándote a través de tú pupila

que me mira,

desde el otro lado del espejo

veré tu cara inconsolable

inundada de lágrimas

que son las mías,

y en cada lágrima

reflejada tu cara en el espejo

reflejada,

y tú mirada que mira la pupila,

donde sigo sentada

reflejada en infinitas

pupilas,

en infinitas

lágrimas,

y siempre tú cara

tu cara infinita…tu alma

2 comentarios:

Pejooe dijo...

Estos amores de verano,revienta a uno, eh??
;-)

Mararía dijo...

Jajajajaaj bueno la revienta de cursi lo sé…pero no es de verano, ni siquiera se trata de amor, solo de lágrimas derramadas…

Bienvenido